Al vacacionar usualmente se eligen lugares soleados y paradisíacos, una playa del caribe con palmeras y blancas arenas. O si eres como yo que prefiere subir una montaña, explorar un bosque o visitar edificios pintorescos y mejor aún si escuchas historias de fantasmas. Santiago de Chile es una ciudad ambigua, para los que nunca han